Por qué me ha tocado a mí padecer trastorno obsesivo

Hay indicios que llevan a la conclusión de que el motivo de sufrir TOC es una mezcla de factores psicológicos y biológicos: por un lado semeja que hay una alteración del metabolismo de determinado mensajero del cerebro, y por otra parte pueden verse las obsesiones/compulsiones como una manera de derrotar el miedo, por ejemplo, el pánico a contraer una infección deriva en una conducta extrema de limpieza.

La prevalencia de esta afección en determinadas familias apoya la sospecha de que los factores biológicos participan en la aparición del trastorno obsesivo compulsivo: cuanto mayor es el grado de parentesco con una persona afectada, más altas son las posibilidades de sufrir el trastorno.

Hallazgos neurobiológicos apuntan a que los probables motivos del TOC estén relacionados con una disfunción de ciertas regiones del cerebro (ganglios basales, sistema límbico y lóbulo frontal). El neurotransmisor serotonina, que participa en el control de los impulsos, desempeña un papel importante en la interacción de estas estructuras cerebrales. Los fármacos que inhiben recaptación de serotonina conllevan una mejora del trastorno. Un resultado similar se obtiene mediante la interrupción quirúrgica de la conexión entre dos de las regiones cerebrales implicadas (ganglios basales y lóbulo frontal). Esto afianza la creencia de que existe una predisposición biológica para el TOC. Sin embargo, las teorías neurobiológicas no pueden explicar por sí solas el desarrollo del trastorno obsesivo, ya que, por citar sólo un ejemplo, entre el 20 y el 40 por ciento de los afectados que reciben fármacos apropiados para su lucha no obtienen mejoría. Por ello cabe deducir que existen más factores implicados en su aparición.

Los aspectos de la teoría del aprendizaje también desempeñan un papel en las posibles causas del trastorno: dicha teoría sostiene que hay una relación entre las obsesiones/compulsiones y el miedo. Por tanto la aparición del problema ha de verse como una forma de superación de este. Si existe un miedo patológico a ensuciarse o contraer una enfermedad contagiosa al tocar objetos sucios, los afectados superan ese miedo lavándose las manos (la acción reduce el temor). Los individuos repiten la conducta porque así evitan que resurja el miedo. De esta manera aparece el acto compulsivo en lugar del miedo.

Para el tratamiento del trastorno obsesivo compulsivo se emplean psicofármacos y métodos psicoterapéuticos, como la evitación de las conductas compulsivas y la superación del miedo derivado de ello.

Un pensamiento en “Por qué me ha tocado a mí padecer trastorno obsesivo

  1. Tengo un hijo que tiene TOC. Me gustaría contactar con una asociación o personas con el mismo problema para cambiar impresiones y que pudiera mejorar. Un saludo, gracias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s